Podemos mejorar nuestro pelo y uñas a través de una buena alimentación.

La apariencia dice mucho de nuestra salud, no sólo de la estética. Una buena alimentación se traduce en una salud adecuada tanto para los órganos internos como para la parte exterior. Como primera medida, es necesario llevar una dieta balanceada y evitar la comida rápida o con grasa. En nuestra dieta no deben faltar las vitaminas A, B y C, minerales, ácidos grasos, Omega 3, zinc, biotina y antioxidantes si queremos que nuestro cabello, piel y uñas se vean sanos y lindos.

Los principales alimentos para lograr esto son los siguientes:

 

 

 

Vegetales de hoja verde: Son una excelente fuente de vitaminas A, B y C y zinc. Todos estos nutrientes son necesarios para regenerar y mantener la piel, así como también disfrutar de un cabello y unas uñas sanas.

Morrón: Puede ser rojo, verde o amarillo, ya que todas las variedades contienen flúor y silicio, dos nutrientes esenciales para la salud del cabello y de las uñas. Mezclando con un poco de jugo de zanahoria se obtienen mejores resultados.

Alfalfa: Rica en potasio, calcio, fósforo, enzimas, clorofila, entre otros nutrientes. Se recomienda consumir con jugo de zanahoria o rallada en una ensalada. Sirve para nutrir tanto la piel como el cabello, ayuda en la regeneración celular, elimina grasas y toxinas que afectan la salud cutánea.

Zanahoria: Rica en vitamina A y además en antioxidantes, perfecta para la reconstrucción y regeneración capilar, así como para evitar el desgaste y el envejecimiento prematuro de la piel. Permite nutrir y reparar. Bebe un jugo de zanahoria por día y en pocas semanas se verán resultados.

Pepino: El zumo de este vegetal permite por un lado que el cabello crezca y por el otro, evita que se caiga. Todo ello debido a que es una gran fuente de azufre y silicio. Si mezclas con zumo de zanahorias o de apio, potenciarás notablemente los resultados en lo que se refiere a nutrición celular.

Lentejas: Son ricos en hierro, biotina y proteínas. Dentro de este grupo se encuentran las lentejas y los porotos, que no deben faltar en tu dieta. Los frijoles son esenciales para fortalecer las uñas y el cabello. La biotina ayuda a que crezcan más rápido.

Cebolla: Esta hortaliza que no debe faltar en ninguna cocina (te saca de más de un apuro junto a las patatas y los huevos) es un fuente increíble de hierro, fósforo, silicio, calcio y potasio. Permite que tanto la piel, el cabello y las uñas se vean fuertes y llenas de vida, gracias a que disuelve las toxinas de nuestro hígado e intestino. En lo posible, consume cebolla cruda para una piel más joven y hermosa.

Perejil: Esta hierba aromática que tiene un sabor muy conocido y te sirve para muchas recetas, es una gran fuente de calcio, potasio y magnesio, entre otros nutrientes. Su misión es más que importante: mantener sanos los vasos sanguíneos (sobre todo los capilares) y los tejidos. Te sirve para que tu piel se vea fabulosa. Puedes beber un zumo de perejil (unas ramitas, dos vasos de agua y el zumo de un limón) en ayunas o durante el día.

Nueces: Sobre todo las nueces de Brasil, pero si no puedes conseguir esa variedad, no te preocupes, cualquiera te servirá. Las nueces tienen mucho selenio, un mineral que mejora el cuero cabelludo (presta atención si padeces caspa, por ejemplo). Además, se trata de un antioxidante que mejora el sistema inmunológico y te previene del cáncer de piel. Son una maravillosa fuente de ácidos grasos Omega 3, que como se dijo antes, le dan brillo y salud al pelo.

Granos integrales: Avena, trigo, arroz integral, así como los germinados. Todos contienen una buena dosis de antioxidantes que permiten combatir los radicales libres, encargados, entre otras cosas, de dañar la piel y el cabello. Además, los granos integrales tienen sílice, un excelente mineral que permite fortalecer y crecer el cabello.

Please reload

Entradas destacadas

Certificación en calidad Iso 9001:2015 para Laboratorio Artobe

08.10.2018

1/3
Please reload

Entradas recientes